La Kissing Cam (Cámara del beso) de los Bulls de Chicago tiene como tradición ubicar parejas en el publico, cuándo éstas se ven a sí mismas en las pantallas centrales, se dan un beso.

En ésta ocasión, un novio patán que no hace caso a su novia es sorprendido por la mascota de los Bulls. Merecido?


Te gusto?


 Compartir en tus redes:

Print Friendly, PDF & Email

¿y tú, qué opinas?